Factura electrónica, tengo una pregunta para usted…

Más de 100 personas han atendido esta mañana el webinar que bajo el título “¿Listos para el 15 de enero?” hemos impartido hoy desde Esker para analizar el estado de la Factura Electrónica en España. El pasado martes, el salón de actos de la Cámara de Comercio de Madrid aparecía abarrotado con motivo de una jornada sobre el mismo tema, que contaba con representantes de la Administración. La razón de esta expectación es evidente: se acerca la fecha y cada vez tenemos más preguntas.

Lo cierto es que, mientras la Administración, y en especial el Ministerio de Hacienda, va cubriendo pasos a marchas forzadas para que todas las entidades públicas del país –centrales, autonómicas y locales- estén listas el 15 de enero de cara a admitir facturas electrónicas en el formato Facturae y a través de puntos de recepción debidamente homologados, las empresas –y en especial los profesionales y departamentos responsables de su facturación- no lo ven tan claro. Oyen o leen por la prensa que su Comunidad Autónoma o su ayuntamiento están preparados. Pero cuando llaman a su cliente –un hospital, una empresa pública…-, les dicen que no tienen nada.

El análisis de situación que podemos hacer a día de hoy es:

  • FACe es el punto de entrada que pone el Gobierno a disposición de cada organismo: comunidad, diputación, ayuntamiento, cabildo, consell, mancomunidad…
  • Algunos organismos ha decidido montar su propio punto de entrada (por ejemplo la Generalitat Valenciana o la Junta de Castilla y León, el ayuntamiento de Barcelona o el de San Sebastián).
  • Aunque no exista la obligatoriedad de FACe como punto de entrada, a lo que sí obliga la Ley es a que las plataformas alternativas reúnan una serie de puntos y requisitos técnicos en común.
  • En cambio, el formato Facturae sí es obligatorio por ley para todas las entidades… pero no todos lo cumplen.
  • A pesar de lo que se ha venido informando en muchos medios de comunicación, es obligatorio por defecto facturar electrónicamente por cualquier importe. Otra cosa es que cada administración tenga la facultad, por decisión propia, de eximir de esa obligatoriedad cuando se trate de facturas inferiores a una cierta cantidad –la que determine-, siempre por debajo de 5.000 euros.
  • Las facturas deben contener tres nuevos campos (DIR3), que corresponden a: la unidad tramitadora (la que contrata), el órgano gestor (el que gestiona la factura) y la oficina contable (la que paga). Dichos códigos son obligatorios para todas las facturas, electrónicas o en papel.
  • El modo de conexión a FACe puede ser integrado (automático) o manual.

Hecho este balance, la conclusión es que, a poco más de un mes vista, la situación es bien compleja. No sólo es cuestión de saber si la consejería, el ayuntamiento o el hospital en cuestión tienen el formato Facturae contemplado y el punto de entrada habilitado, sea FACe u otro homologado. Aún así, ello no asegura que esté en producción, es decir, que tenga determinados los códigos DIR3 y, en definitiva, que esté en condiciones de recibir, gestionar y pagar las facturas.

Al personal encargado de emitir las facturas le toca preguntarse, de momento, a qué portal factura y en qué formato, cuáles son los códigos DIR3 o si existen otros códigos para las comunidades que no los aceptan, qué deben modificar en el ERP, etc…. Y el dilema para las empresas que tienen más clientes, y no sólo de la Administración, es si les merece la pena dedicar un recurso, a tiempo completo, sólo para facturar a esos clientes, al menos hasta que la situación llegue a normalizarse.

Dado el “Estado de la Nación” que en Esker tratamos de analizar y evaluar, por ahora podemos establecer las siguientes conclusiones:

  • La mayoría de las comunidades y entidades se han adherido a FACe o están en trámites de hacerlo, y algunas además van a disponer de su propio portal. La gran pregunta es si todas van a estar listas para el 15 de enero. Por ello, lo importante es estar preparados para cualquier formato de factura.
  • Facturae es obligatorio para todos, por lo tanto esta es la prioridad. Tanto para la recepción como para la emisión de facturas a y desde el sector público.
  • Las excepciones deberán ser gestionadas caso por caso. Nuestra recomendación a las empresas es que estudien su propia cartera de clientes.
  • Y preguntarles: ¿cómo facturo y cómo recibo facturas en Facturae?

Como es natural, hemos tenido muchas preguntas, que hemos tratado de responder lo mejor posible. Y por supuesto, os animamos a que nos sigáis preguntando. Por lo demás, recordaros que seguimos informando a través de nuestro centro de noticias facturae.

One thought on “Factura electrónica, tengo una pregunta para usted…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *